revisa tu caso

Cámaras trampa revelan el fascinante mundo animal de la Amazonía peruana

¿Qué pasa realmente en la selva cuando no hay ningún humano alrededor? Estas cámaras registraron los movimientos de una gran diversidad animal

Publicado: 2017-04-18

Más de 130 'cámaras trampa' que fueron instaladas en el Parque Nacional Manú, en el departamento de Madre de Dios, grabaron durante todo el verano del 2016 los movimientos de los animales cuando no había nadie alrededor.

National Geographic difundió algunas imágenes de estas cámaras que fueron colocadas por conservacionistas para conocer la biodiversidad de la zona y trabajar en nuevas formas de protección.

En el video se puede ver una gran diversidad de monos, una pareja de otorongos, tortugas e incluso aves cazando. Una variedad difícil de grabar para la mayoría de documentalistas.

La iniciativa fue lanzada por la Fundación Crees y es considerada el proyecto con mayores cámaras trampas en el mundo, lo que la vuelve especialmente útil para monitorear y crear un inventario de los animales más elusivos de la Amazonía peruana.

Ya en el pasado demostró su utilidad cuando logró filmar al pacarana, un pequeño mamífero en vías de extinción, y del que no se tenía prueba de que viviese en esta parte de la selva.

"Es increíblemente difícil monitorear mamíferos de selva utilizando métodos tradicionales. La gente ha estado usando trampas de cámara durante años, desde hace un par de décadas, para monitorear  especies terrestres porque eran realmente escabullidizas. ¿Por qué no utilizar este método?, sostiene el Dr. Andrew Whitworth de la Fundación Crees.

Este proyecto comenzó en 2013 y en su canal en YouTube se pueden ver otros videos de las imágenes que han ido consiguiendo en estos años, por ejemplo en este se ve la diversidad de felinos que viven en el Manú.

La Fundación espera que para el 2023 los resultados de este proyecto que trabaja con 'cámaras trampa' podrán demostrar su verdadero potencial y mostrar al mundo la vida real en la Amazonía peruana.


Escrito por

Dánae Rivadeneyra

Periodista clásica. Leo, investigo, escribo y, como no puede ser de otra manera, me involucro. Ahora en París, ayer en Lima.


Publicado en